Por Salmonella

La diarrea por salmonella o salmonelosis es un síntoma provocado por la bacteria llamada de la misma forma salmonella,  esta bacteria empieza a dar sus primeros síntomas entre 12 y 48 horas después de infectarse, en ocasiones las personas se recuperan sin tratamiento.

Quienes pueden recuperarse a sí mismos después de un tiempo de haberse infectado por salmonella son las personas sanas, quienes tienen sus sistema inmunológico intacto y puede responder de forma inmediata a la infección.

La mayoría de pacientes puede padecer esta enfermedad de forma aguda esto implica que llegue necesitar hospitalización o tratamiento inmediatos, cuando los pacientes tienen diarrea aguda la bacteria se ha propagado por los intestinos, de estos pasa a las arterias y de allí puede moverse a otras partes importantes del cuerpo.

Si no es tratado a tiempo la infección de esta bacteria puede llegar a causar la muerte, quienes pueden sufrir una infección aguda son las personas que tienen el sistema inmune muy deteriorado lo que implica una reacción tardía o nula hacia la bacteria, entre los pacientes con defensas bajas podemos encontrar:

  • Niños lactantes.
  • Ancianos.
  • Personas diagnosticadas con VIH.
  • Personas que reciben tratamientos contra el cáncer.
diarrea por salmonelosis
diarrea por salmonella

Cómo se produce la diarrea por salmonella:

La diarrea por salmonella puede producirse de la siguiente forma, cuando llega nuestro sistema digestivo a través de algún alimento contaminado que hayamos ingerido, como por ejemplo un huevo.

Cuando logra llegar a el tracto intestinal logra hacer una infeccion muy fuerte que puede llegar a durar muchos días, en este tiempo logra debilitar a la persona, cuando las defensas están débiles ataca las células del epitelio intestinal, que son las células que forman la capa externa del tejido intestinal.

La mayoría de patógenos mueren al entrar a este tipo de células, pero esto es suficiente para provocar una inflamación que será suficiente para destruir la flora intestinal y anular la función protectora de la misma,  las bacterias que aún quedan logran multiplicarse en el intestino y de esta manera la persona puede llegar  a sufrir una fuerte diarrea.

Cuando se ha sufrido diarrea es probable que esta bacteria ya haya pasado al  las arterias y por lo tanto se debe de actuar de manera rápida para poder evitar complicaciones mayores.

Síntomas que pueden acompañar a la diarrea por salmonelosis:

Además de la diarrea estos son los síntomas que pueden llegar a sentir el paciente infectado por la bacteria de salmonella.

  • Náuseas.
  • Calambres abdominales.
  • Vómitos.
  • Escalofríos
  • Dolor de cabeza.
  • Sangre al defecar.

Cuando sufres una infección de salmonella los síntomas duran aproximadamente de dos a cuatro días, la diarrea puede durar hasta 10 días, lo que te tomará bastante tiempo será la recuperación de tus intestinos esto debido a los daños que la infección puede causar.

El cuerpo quedará muy débil después de haber tratado la infección por lo que recomendamos llevar una dieta rica en vitaminas y minerales para recuperar las defensas del cuerpo.

Donde se encuentra la salmonella:

Este conjunto de bacterias lo puedes encontrar en las heces de humanos, de animales y es de allí donde puede pasar a las personas,  esta es una bacteria microscópica capaz de causar síntomas graves en los humanos.

Debido a que esta bacteria por lo regular está alojada en el ducto intestinal de los animales y humanos, puede llegar a nuestro sistema de forma directa cuando comemos frutos infectados con heces de animal.

Puede pasarse a los humanos y llegar a nuestro interior de las siguientes maneras:

  • Cuando estamos sentados en el parque y tomamos cualquier cosa del suelo con la mano y no desinfectamos la mano al llegar a cas.
  • Al bañar al perro.
  • Con un pañal de bebé sucio.
  • Al consumir frutas y verduras sin desinfectarlas o lavarlas con abundante agua.
  • En los alimentos crudos de origen animal, como las carnes que se deben de lavar con abundante agua y se deben de cocinar muy bien.
  • En los huevos crudos, esto sucede cuando no pasa por ningún proceso de cocción la bacteria puede llegar fácilmente a nuestro sistema digestivo.

Se recomienda para evitar la infección por esta bacteria mantener un riguroso plan de higiene en el hogar de manera especial en los niños, cuando jueguen con las mascotas, se deben de lavar las manos con abundante agua antes de cada comida.